Si tu gato tiene los ojos hinchados, enrojecidos, tiene dificultad para abrirlos e, incluso, puede tener algo de secreción, es probable que tenga conjuntivitis. La conjuntivitis es la enfermedad más común del gato doméstico, y puede aparecer tanto en uno o en los dos ojos a la vez. 

¿Sabías que los gatos tienen 3 párpados?

El tercero se encarga de proteger el ojo de posibles agresiones externas, se encarga de producir las lágrimas y ayuda a expulsar cualquier objeto extraño que haya entrado en el ojo. 

Síntomas: 

  • Secreción ocular espesa.
  • Picor y enrojecimiento de los ojos.
  • Tercer párpado hacia fuera e hinchado.
  • Dificultad para abrir los ojos.

Recomendaciones para prevenir:

  • Vacunación. 
  • Higiene y limpieza. 
  • Alimentación.
  • Evitar el contacto con animales que puedan estar infectados. 

Recuerda que el tratamiento para un gato con conjuntivitis está prescrito por un especialista y dependerá siempre del tipo de infección de los ojos del gato.